El Láser Fotona también es una solución idónea para tratar las verrugas genitales, herpes, quistes o la neoplasia intraepitelial cervical.

Las verrugas genitales están causadas por el virus del papiloma humano y se transmiten a través de las relaciones sexuales. En las mujeres se suelen reproducir en la vagina, cervix, útero y ano.

El herpes genital es también una infección viral de transmisión sexual que afecta a la piel y a las membranas mucosas de los genitales. Los herpes pueden ser de tipo 1 ó 2 (VHS-1 ó VHS-2).

Los quistes vaginales son pequeños bultos, normalmente benignos, que contienen aire, pus u otra sustancia. Se producen porque un conducto se obstruye impidiendo que el líquido fluya de manera natural. Sus proporciones pueden variar desde apenas ser perceptible hasta alcanzar un volumen similar a una pelota de tenis.

En la zona genital femenina también se producen lesiones inflamatorias, infecciosas, e incluso tumorales. Las consultas más frecuentes vienen derivadas de la sequedad vaginal, que puede producirse por cambios hormonales o problemas relacionados con tratamientos oncológicos.

Son varios ya los años en los que se produce un aumento en las consultas de dermatología vaginal, aplicándose incluso con nuestras técnicas ácido hialurónico en esta zona, así como nuestros equipos láser para conservar en el mejor estado posible la salud genital en la mujer.